El higo seco tiene un buen lugar en las mesas de Navidad europea. Es por eso que entre el 70% y 80% de las exportaciones ocurre entre octubre y diciembre. El higo seco se exporta cada vez a más países tanto a Europa como a América y Asia, éste último con un aumento significativo. 

 

Pero además de las navidades, el higo seco es un fruto que se consume en invierno, y por ello más  del 80% de su venta se lleva a cabo, durante los meses de noviembre, diciembre, enero y febrero. Los higos secos, el pan de higo, y hasta los higos en almíbar con Estevia, vuelven a situarse en los lineales junto al resto de los frutos secos y la repostería típica de Navidad.

 

Si bien hay una variedad considerable de higos secos, el calabacita o "pajarero" cada vez tiene más adeptos. Son tantas las propiedades que nos aportan los higos secos, que conviene tenerles presente para consumirlos tanto solos como en platos dulces o salados. En este mismo blog encontrarás algunas recetas; y en breve, iremos ofreciendo más.

 

Nuestros higos El Pajarero proceden de Extremadura. Se exportan principalmente a Italia, Francia, Alemania, Reino Unido, Turquía, etc. En España se pueden adquirir en Carrefour, Mercadona, Consum, entre otras grandes superficies. El secreto del éxito de nuestros higos es su método natural de elaboración y la clara apuesta por la calidad. Una calidad que ya empieza en el campo, antes de su cosecha.